En su empeño por seguir mejorando la interfaz para sus usuarios, Google continúa implementando novedades. Ahora, la empresa comenzará a valorar la velocidad de carga de las páginas web en los dispositivos móviles.

A partir de julio de 2018, la velocidad de la página será un factor de clasificación para las búsquedas en dispositivos móviles.

Google Speed Update penalizará las páginas web “lentas” en móviles

El pasado día 9 de julio, Google decidió realizar una nueva actualización. A partir de ahora, se empezarán a penalizar aquellas páginas que ofrezcan una experiencia de carga lenta a los usuarios en los dispositivos móviles.

Esta medida era de esperar, dado el gran volumen de búsquedas mediante dispositivos móviles.

La mayor parte de las búsquedas en Google ya proceden de dispositivos móviles

Por el momento esto afectará solamente a las webs con carga lenta, haciendo que puedan descender en el ranking de búsquedas. Sin embargo, aquellas webs cuya carga es rápida no se verán favorecidas con una mejor posición.

A pesar de tratarse de una medida importante, debemos tener en cuenta que la velocidad de carga de una página web es solamente uno de los factores de posicionamiento que se valoran a la hora aparecer en los resultados de búsqueda de Google. Esto implica que, aunque sea lenta, si el contenido es bueno y relevante la web no tiene porque verse afectada.

Herramientas para medir la velocidad de carga

Además de anunciar esta nueva medida, Google también aporta una serie de herramientas con las que podemos medir la velocidad de carga de nuestra página web.

Algunas de ellas son:

  • Lighthouse , permite realizar una auditoria sobre la calidad que tiene una página web. Por ejemplo, su rendimiento, si es accesible, etc…
  • Informe de experiencia del usuario de Chrome : mediante este informe se valora como experimenta un usuario de Chrome la visualización de una página web. Tiene en cuenta diversas métricas.
  • PageSpeed ​​Insights , esta herramienta indica cómo funciona una página a nivel de usabilidad. Además, plantea posibles mejoras una vez detectados los errores.

 

¿Qué te parece la medida adoptada por Google? ¿Crees que era algo necesario?

 

Te interesa: Google se pone serio: Pasa tu web a HTTPS o esto es lo que podría pasarte