Tener datos y no utilizarlos es como ganar la lotería y guardar el billete. La IA puede beneficiar a las empresas en muchos aspectos. Personalizar las comunicaciones es una oportunidad que no debemos dejar escapar.  ¿Cómo hacer que los correos electrónicos con IA sean convincentes?

Para aprovechar este recurso, es necesario priorizar la información obtenida y determinar de qué manera será utilizada para no ahuyentar a los consumidores ni hacerlos sentir incómodos.

La comunicación más cercana permite conectar mejor con los consumidores y, con algo de suerte, convertirlos en clientes.

Las empresas están usando el poder de la IA para personalizar campañas de email marketing basadas en las conductas y preferencia del usuario, pero, ¿qué tan abiertos están los consumidores, clientes o público en aceptar el uso de la IA?.

RichRelevance lanzó su cuarta encuesta anual “Creepy or Cool” para obtener información sobre las preferencias que tienen los consumidores sobre el uso de las tecnologías, como lo son la realidad aumentada (RA) y la Inteligencia Artificial (IA).

Los resultados son alarmantes ya que un 32% se muestra positivo ante la IA, el 67% de los estadounidenses se encuentra familiarizado con la IA y un 81% considera que las empresas deben estar obligadas a decirles a los consumidores que están utilizando la IA, y cómo la usan.

Correo electrónico convincente

4 Pasos para hacer que los correos electrónicos con IA sean convincentes:

Si tienes miles de correos que enviar, pero necesitas darle un toque de autenticidad, generalizar excesivamente o personalizar excesivamente no es el camino. Hay que encontrar un equilibrio, el uso inadecuado de los datos que obtenemos de los clientes nos puede dejar en desventaja frente a nuestros competidores.

Puede resultar invasivo y desconcertante o simplemente no transmitir nada. Pon en práctica estos 4 pasos para generar correos electrónicos convincentes.

 

1.- Selecciona una plataforma para análisis de datos.

Antes de redactar cualquier correo electrónico utilizando la IA, dirigido a los clientes o potenciales clientes, reúnete con la directiva para decidir el nivel de detalle que resulte aceptable y cómodo para los lectores. ¿Qué información podrían causar una mala impresión si se utiliza? ¿Cuál es la línea que no se debe cruzar para que un correo sea personalizado y convincente?

El machine learning o aprendizaje automático puede analizar millones de datos sobre los consumidores. Esto nos permite conocer aspectos como: cuáles son las mejores horas y días para contactar al usuario, qué tipo de contenido prefiere leer, qué palabras le incitan a hacer click en los correos o con qué frecuencia es recomendable enviarle mails.

Existen muchísimas herramientas que aplican la IA para el email marketing, te recomendamos estas:

 

Phrasee:

Utilizada por grandes empresas incluidas eBay, Virgin, Domino’s y The Times para la creación y envío de correos electrónicos. Usando algoritmos, Phrasee aprende a a conectar con tu audiencia. El lenguaje de marketing de Phrasee supera al lenguaje generado por humanos el 98% del tiempo.

Persado:

Esta herramienta tiene muchas funcionalidades desde 14.99$ al mes:

  • Predice el rendimiento de la línea de asunto del correo electrónico
  • Lenguaje y análisis emocional: Con IA Persado habla la voz de tu marca. Al usar filtros de estilo intuitivos, puede cambiar las emociones en el mensaje y obtener menús desplegables de lenguaje alternativo para cada parte del mensaje. Podrás elegir entre Bold, Mild, Trendy o Classic para encontrar rápidamente el contenido relevante que mejor se adapte a la voz de tu marca.
  • Recomendaciones para un mejor desempeño: Descubre qué frases aparecen con más frecuencia y cuáles son las más efectivas. Con este aprendizaje podrás utilizar los datos para fortalecer las líneas de asunto y mejorar las tasas de respuesta.
  • Integración de datos con Bronto, Mailchimp y Listrak

 

 

2.- Determinar qué tipo de información usar:

Los marketeros coincidimos en que la personalización implementada correctamente ayuda en la fidelización de los clientes ya que estos esperan esta experiencia. Lo interesante de la IA es que el aprendizaje automático permite descubrir conexiones entre puntos aparentemente dispares.

Por tanto, si los puntos de conexión los aislamos, la IA no puede usarlos para formar enlaces y la posibilidad de recopilar más información realmente importante y relativa se reduce.

Crear una hipótesis, organizar los datos, aislar las variables y calificar las respuestas obtenidas. ¿Cuántos consumidores respondieron favorablemente? ¿qué factor motivó la compra? ¿Hay algún patrón dentro de esas personas compradoras? Así sucesivamente, ir obteniendo respuestas de estas y más preguntas que vayan surgiendo para construir una base de datos y diseñar estrategias mejor informadas sobre qué usar, cómo y cuándo usarlos.

 

3.-Probar y medir todo:

Mientras más puntos para obtener datos y probarlos tengamos, más opciones futuras para la toma de decisiones tendremos. Aunque algunas pruebas arrojen resultados positivos, hay que seguir probando, puesto que esto nos permitirá generar patrones efectivos para correos realmente convincentes.

Asigne el presupuesto y los recursos necesarios para alcanzar los KPI, pero nunca abandone la I + D.

Cada aspecto de un buen mensaje de correo electrónico debe ser probado y medido. Esto incluye líneas de asunto, párrafos del cuerpo, texto de vista previa, enlaces, llamadas a la acción, títulos, hábitos de compra, descargas de contenido, visitas a seminarios web.

A veces hace falta un “científico de datos” para transformar las hojas de cálculo en acciones reales. Tener el software correcto no garantiza el éxito de la estrategia si no se están probando los datos y midiendo los resultados.

 

4.-Escucha a tus clientes.

Los clientes siempre nos harán saber de alguna manera si estamos haciendo algo mal o si algo no les gusta. Si los datos nos dicen que los consumidores no quieren que uses su ubicación entonces “escucha” a los datos porque ellos son el cliente, no menciones su ubicación en los correos que les envíes.

Personalizar significa dar a cada persona las cosas que le satisfacen. Los destinatarios esperan ser tratados de manera especial, por tanto escucha y mejora tus estrategias en función de las respuestas que vas obteniendo.

 

¿Conoces alguna otra plataforma que aplique el IA para la generación de datos útiles que te permitan hacer correos electrónicos convincentes?. ¿Qué tipo de datos evitarías incluir en la redacción de un correo electrónico?.

 

Te interesa: